Inicio / ACTUALIDAD / La cuarentena de Mercedes Morán: “Después de almorzar, un tecito, un fasito y Breaking Bad”

La cuarentena de Mercedes Morán: “Después de almorzar, un tecito, un fasito y Breaking Bad”

Marcando tendencia con su renovado look, con un mechón de pelo más largo que otro, Mercedes Morán apareció en cámara desde su casa, adonde cumple con la cuarentena obligatoria que dictó Alberto Fernández el 20 de marzo para evitar la transmisión del coronavirus.

La premiada actriz reveló que ante la imposibilidad de acercarse a su peluquería se cortó el cabello ella misma, y lo mostró a través de la videollamada que hizo con Miguel Granados y Martín Garabal, en Últimos cartuchos.

La entrevista duró más de 40 minutos. Y allí, la artista nacida en Villa Dolores, Córdoba, reveló de qué manera transita estos días de aislamiento social. Aseguró que, a diferencia de otros a quienes les cuesta más, ella no se aburre, y que está haciendo actividades que la entretienen y que disfruta.

“Por supuesto que no estoy feliz. Estoy bien asustada -aclaró Mercedes, poniéndose seria-. Esto de vivir sin el futuro, sin esa ilusión que nos hacemos de que podemos proyectar algo, es bastante angustiante… (Pero) intento reemplazar el miedo por la curiosidad. Estoy trabajando para no bajonearme«.

Entre esas actividades que realiza, contó que está viendo por primera vez la exitosa serie Breaking Bad. “La estoy disfrutando mucho». Entonces, Migue Granados quiso saber más detalles del look de la actriz, a la hora de sentarse frente al televisor. “Imaginame en pijama”, es lo primero que contó Morán, haciendo referencia a esta época en la que solo sale de su casa para ir a hacer las compras. Luego aseguró que es diurna, por eso prefiere ver las series de día y no por las noches. “Soy fumatina”, agregó. “¿Flores?”, le preguntaron. “Sí, de Bach”, respondió, con una sonrisa pícara.

Continuó con el relato de su rutina: “Después de almorzar, un poco de tranquillidad, y al ratito un tecito, un fasito y a ver un poco de series o alguna peli”.

Por su parte, se animó a hacer un casting con figuras nacionales sobre la serie estadounidense e indicó que a ella le gustaría interpretar a la mujer de Walter White. “Estoy un poco pasada en años, pero bueno…”, bromeó. Para el personaje del protagonista sostuvo que el indicado sería el actor Jorge Suárez.

En otro tramo de la entrevista le pidieron que recomendara tres de las películas en las que trabajó. Araña, recientemente estrenada en Chile, fue la primera que nombró. “Es una película preciosa, pero además yo la considero necesaria. Son películas que te ayudan a entender muchas cosas desde lo social”, dijo, y agregó que luego de su estreno “una crítica facha” tituló «Araña incendió Chile”, porque el debut había sido antes de la crisis social que vivió el país trasandino.

También contó que no suele ver sus películas, pero que hace unos días “mientras hacía zapping” encontró Cara de queso -la primera que hizo con el director Ariel Winograd-. “No la veía hace como 20 años. Me cagué de risa”, admitió. Por último, recomendó Sueño Florianópolis, largometraje que protagonizó en 2018 junto a Gustavo Garzón.

Antes de terminar la entrevista y disponerse a cocinar un pastel de batata y carne -«Estoy tentada y lo voy a hacer con mis propias manos», aunció-, Mercedes respondió al clásico ping pong del programa.

Un personaje histórico para tener una cita all inclusive: “Eva Perón”.

¿A qué lugar nunca volverías? “Volvería a todos, aun en los que me fue mal”.

¿Con qué presidente harías un pic nic? “Con Alberto”.

¿Perdonarías una infidelidad? “No creo”.

¿Perdonaste una infidelidad? “No”.

¿Qué fue lo más cerca que estuviste de la muerte? «Cuando tenía 16, 17, 18 años, en la época de los militares. Eso fue vivir muy cerca de la muerte durante mucho tiempo. El solo hecho de las características que tenía yo, medio hippie, era sospechoso y te podía conducir directamente a la muerte».

¿Qué es el éxito para vos hoy? “Estar contenta”.

Dos de la mañana, tenés un castor famélico en el estómago, ¿qué agarrás de la heladera? “Nunca me pasan esas cosas. Durante mucho tiempo fui de lo salado, pero ahora le metería al dulce. Un dulce de batata con queso”.

¿Qué superpoder tendrías? “Ser invisible”.

¿Alguien que envidies? “He envidiado a las personas que tenían una madre de esas que me hubiera gustado tener a mí”.

¿Se termina el COVID-19 y tenés que irte una semana de vacaciones con Eduardo Feinmann, ¿aceptás? “No, ni en pedo”.

Si supieras que mañana es el último día de tu vida, ¿qué harías esta noche? “Me gustaría hacer el amor”.

¿Algo que quieras decir y que nunca hayas dicho en un medio masivo de comunicación? “Repetiría algo que una vez dije cuando me preguntaron si me gustaría morirme actuando en un escenario y dije “ni en pedo, me parece horrible”. Me quiero morir como en El Padrino, cayendo en la huerta».

también puedes leer

Video captó el momento en que dos policías de Oaxaca le dispararon a dos civiles por resistirse a una revisión arbitraria

Policías inician altercado y disparan contra civil en Oaxaca La noche del martes, dos elementos …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *